Bronwyn Jameson – Varias

Adicta a tí
Adicta a tí

uqxUHS7

La domadora de caballos Tamara Cole lo sabía todo acerca de Nick, la oveja negra de la familia Corelli.
Y ahí estaba él de repente, merodeando por los establos en mitad de la noche. Quizás el guapísimo empresario no fuera armado, pero estaba claro que era muy peligroso…Nick había ido a Australia a vender la granja de su familia… hasta que se encontró con su nueva compañera. La copropietaria de la granja de caballos era una ardiente mujer que se dentía tan atraída por Nick como él por ella. Muy pronto, Tamara se dio cuenta de que amar a Nick iba a ser para ella una adicción muy difícil de abandonar…

Enredos de Amor

Enredos de Amor

De sirvienta a aquerida. Su nuevo cliente era endiabladamente guapo, con un encanto devastador… y escondía algo. ¿Por qué si no iba a interesarse un hombre tan rico y poderoso como Cristo Verón por los servicios domésticos de Isabelle Browne? Sus sospechas se confirmaron cuando descubrió su verdadera razón para contratarla. Y, sin saber bien cómo, aceptó su ridícula proposición. Cristo protegería a su familia a cualquier coste, y mantener a Isabelle cerca de él era esencial para su plan. El primer paso era que ella representara el papel de su amante, pero no había contado con que acabaría deseando convertir la simulación en realidad.

Escándalo y diamantes 
Escándalo y diamantes 

Había sido su amante durante diez meses, su esposa durante diez días, y su ex desde hacía diez años…Ric Perrini, presidente de Blackstone Diamonds y el soltero más sexy de Sidney, aún tenía algo que no había logrado conquistar: a Kimberly Blackstone. Hacer que volviera a la empresa de su padre iba a ser lo más difícil que Ric había hecho en su vida. Pero conseguir que volviera a sus brazos iba a ser lo más placentero. Ya la había dejado escapar una vez; esta vez no aceptaría otra cosa que no fuera su total rendición.

La hija del jefe
La hija del jefe

su invitación para acabar con su virginidad. Aunque la oferta era más que tentadora, Manning no habia aceptado, el duro hombre de negocios, no había vuelto a ver a Paris Graham desde la noche en la que había rechazado obviar el hecho de que aquella joven de dieciocho años era la hija de su jefe. Desde entonces la seductora belleza había estado viviendo en Londres, pero ahora había vuelto… En seis años, Paris se había convertido el el sueño de cualquier hombre, pero también se había convertido en una agresiva mujer de negocios dispuesta a luchar contra quien fuera para hacerse su sitio en aquel mundo de tratos millonarios. Sin embargo, un solo beso hizo que las barreras de la joven se vinieran abajo y que Jack se diera cuenta del tiempo que llevaba deseando amar a aquella mujer a la que una vez había rechazado.

Mujer de Compraventa
Mujer de Compraventa

Algunas mujeres harían cualquier cosa por dinero…La última persona a la que esperaba ver en su puerta la viuda Vanessa Thorpe era a Tristan Thorpe, el hijo de su difunto esposo. Tristan se interponía entre ella y la herencia que tanto necesitaba, por lo que, a pesar de la atracción que había entre ambos, Vanessa no podía permitirle ganar. En opinión de Tristan, Vanessa no era más que una especie de trofeo; una mujer joven, hermosa e inteligente que se había casado con su padre por su dinero. Tenía intención de desvelar hasta sus secretos más oscuros… hasta que una acalorada discusión desembocó en un beso apasionado…

Perdidos en la noche
Perdidos en la noche

Él quería recordar lo sucedido; ella olvidarlo. La última vez que vio a Emily Warner, ella estaba saliendo de su cama y de su vida. Seis meses después Mitch Goodwin volvió a encontrarse con ella y le suplicó que retomara su trabajo como niñera de su hijo. Pero, además, Mitch tenía un pregunta que llevaba torturándolo durante mucho tiempo: ¿qué había pasado exactamente aquella noche? Al ver de nuevo a Mitch y a su hijo pequeño, Emily recordó lo que sentía al desear algo inalcanzable. Pero resistirse a aquel padre soltero era imposible. Ahora, mientras intentaba no pensar en lo que podría y debería haber sucedido aquella noche, a Emily sólo se le ocurrió una solución: ver si la realidad superaba la fantasía.

Solo una vez
Solo una vez

Ahora el deseo amenazaba con escaparse de su control…Jillian Ashton había sufrido mentiras, engaños y la trágica muerte que la había dejado viuda. Él la había ayudado y consolado… y ella había sentido aquella atracción prohibida. Ahora la atracción continuaba viva… y Jillian se moría por dejarse llevar.Seth jamás olvidaría el dolor que había sentido la viuda de su hermano. En sueños, había hecho el amor con Jillian miles de veces; el deseo era cada vez más fuerte y él cada vez se sentía más inquieto por culpa de esa pasión. Ahora que la fantasía se había hecho realidad, Seth no podía seguir llevando la pesada carga de su secreto…

Bronwyn Jameson – Varias

5 Comentarios

  1. LauraFA 2 junio, 2017
  2. monii lii 2 junio, 2017
  3. LauraFA 5 junio, 2017
  4. monii lii 5 junio, 2017
  5. LauraFA 8 febrero, 2018

Deje una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.